Esto me suena a chino

Hablar y comprender diferentes idiomas implica una mayor facilidad para descubrir otras culturas en el mundo. Sin embargo, hacerlo suele costar mucho tiempo. Además, envejecer suele tener un impacto importante en la capacidad para aprender lenguas nuevas, y por supuesto no todas las lenguas son igual de difíciles de aprender. En este post descubrirás qué lenguas son las más difíciles de aprender, tanto si tu lengua materna es el inglés, como si lo es el español. Si ya hablas alguna de estas lenguas (sin que sea tu idioma materno), vas por buen camino!

Los hablantes nativos de inglés no empiezan desde cero: dado que el inglés está muy relacionado con otros idiomas germánicos y románicos, tienen ya algo de ventaja a la hora de aprender nuevas lenguas. A pesar de ello, existen estudios que muestran que los adolescentes británicos son a quienes peor se les da estudiar lenguas en Europa.

¿Conoces la expresión inglesa “it’s all Greek to me”? Los hablantes ingleses utilizan esta expresión cuando no entienden algo, haciendo alusión a que el griego es uno de los idiomas más difíciles de aprender para los ingleses. Este idioma tiene una estructura silábica mixta, lo cual lleva a combinaciones fonéticas más complicadas que en el caso del inglés. De hecho, para un nativo inglés hacen falta 1100 horas, o 44 semanas, para poder hablar griego a un nivel básico. Otros ejemplos de idiomas en esta categoría son el ruso, el bosnio, el lituano, o el tailandés. Por otra parte, para hablantes españoles nativos, una de las lenguas más complicadas es el húngaro, y a los españoles nos puede costar más de un año aprender esta lengua a nivel básico. Otros idiomas que resultan más complicados son el japonés, el danés y el árabe.

Sin embargo, el idioma más complicado de aprender, tanto para hablantes hispanos como ingleses, es el idioma más hablado del mundo: el chino (y de ahí la expresión “esto me suena a chino”). Se trata de un idioma muy peculiar, en el cual el posicionamiento de una palabra en una frase puede cambiar por completo el significado de la frase. Por tanto, es fundamental habituarse a la gramática china antes de hablar con nativos chinos.

Por suerte, hay también muchos idiomas que son fáciles de aprender, de comprender, y de hablar. Por ejemplo, el inglés es considerado como el idioma más fácil de aprender para los hablantes hispanos. Esto es debido a que la estructura gramatical es prácticamente la misma, y de hecho los hablantes ingleses pueden aprender español en unas 23 semanas. Otras lenguas que también pertenecen a esta categoría son el italiano, el francés, y el holandés.

Y, dado que con la edad es más difícil aprender lenguas nuevas, te recomiendo que no tardes en descubrir el mundo de las lenguas: poder comunicarte con gente de otras culturas es realmente satisfactorio, y además es mucho más fácil encontrar trabajo si puedes hablar varias lenguas. 好运!